COMUNICADO

OBSERVATORIO CONTRA LA LGBTFOBIA AMPLIARÁ ACCIONES CONTRA EL PSIQUIATRA FORENSE JOSÉ CABRERA TRAS SUS VERGONZOSAS DECLARACIONES SOBRE EL SUICIDIO DEL NIÑO DE LEGANÉS

Madrid, a 5 de Febrero de 2016.-

El Observatorio Español contra la LGBTfobia (STOPLGBTFOBIA) muestra su estupefacción e indignación ante las declaraciones frívolas y esperpénticas realizadas por el psiquiatra forense José Cabrera en una reunión organizada por el Colegio mercedario “Nuestra Señora de los Ángeles” acerca del suicidio de Diego, el niño de 11 años de Leganés.

El citado doctor, y ex director de la Agencia antidroga de la Comunidad de Madrid, participó en un encuentro con padres y madres del centro organizado por la dirección del mismo y cargó irresponsablemente contra la familia a la que de forma directa intentó culpabilizar e incriminar en “dinámicas” que pudieron llevar a la comisión del suicidio por parte del menor actuando en todo momento con una amplia soberbia, falta de respeto como si en “El Club de la Comedia” estuviera hacia la memoria de la víctima así como una especial falta de sensibilidad hacia el colectivo de víctimas de acoso escolar a quienes, en parte, representa y apoya este Observatorio. Además el ínclito médico hace gala de su acceso privilegiado a información reservada y de especial protección de datos como son las conclusiones del informe forense así como a datos internos del caso a los cuales, a priori, no debería conocer alguien que no es parte del procedimiento judicial.

Desde el Observatorio contra la LGBTFobia como entidad que en colaboración con varios departamentos e instituciones públicas trabajamos para la erradicación del acoso escolar entendemos que el doctor José Cabrera ha cometido varias faltas a la más elemental ética profesional, entre otros un abuso de su condición de médico y posibles contactos privilegiados gracias a sus pasados cargos en la esfera política y de la administración pública, por todo lo cual desde nuestra entidad se tomarán las siguientes medidas:

1.- Se solicitará tanto al Ministerio de Justicia como al Plan Nacional contra las Drogas la retirada de las dos condecoraciones que le fueron conferidas (Miembro de la Orden de San Raimundo de Peñafort y Medalla al mérito del Plan Nacional sobre Drogas, respectivamente), puesto que entendemos que su vergonzosa falta de respeto a las víctimas de acoso escolar, su manifiesto desprecio al dolor de la familia así como al conjunto de todas las personas que han sufrido acoso y humillación en la escuela lo inhabilitan para detentar ningún tipo de condecoración en un área social.

2.- Dado que hace gala de una amplia gama de contactos en la administración pública, dentro de la propia profesión médico forense etc. y que no tiene la debida discreción en, contraviniendo la ética y secreto profesional, difundir y presumir de información reservada ante la opinión pública, se incoarán denuncias ante los Colegios profesionales de referencia de su profesión solicitando la correspondiente sanción. Así mismo, toda vez que el Observatorio ha iniciado los trámites de personación en el caso de Diego, se procederá a incluir en las medidas cautelares que esta parte presentará en los próximos días la citación en condición de testigo del citado médico forense, que se extenderá al propio médico forense que realizó la autopsia del menor para así determinar cómo tuvo acceso a información del caso, bajo que título se le dio traslado así como el rango de datos reservados que presumió conocer (siempre bajo las propias palabras del citado médico que afirmó en público llegar a “conocer todo del caso”).

3.- Se analizará por parte de los servicios jurídicos del Observatorio si el acto y las manifestaciones proferidas por el citado médico, además de requerir de medidas sancionadoras por parte de su Colegio Profesional constituyen un delito de apología del odio contra minorías, toda vez que en el audio difundido por los medios y transcripción del mismo se aprecian aseveraciones contra víctimas de acoso escolar, se le resta importancia al dolor de dicho grupo social así como se minusvalora el dolor de quienes sufren diariamente en nuestras aulas múltiples causas de acoso, extremo que proferido por una autoridad médica reviste aún mayor gravedad.

Desde STOPLGBTFOBIA estamos indignados ante estas irreverentes e indignas declaraciones del psiquiatra forense José Cabrera. Algo huele mal y está podrido en este caso, y hay muchos intereses creados para ocultar y silenciar los detalles del caso. No podemos consentir que el acoso escolar que provoca sufrimiento, humillaciones y lamentables muertes pueda ser minimizado y ridiculizado de ninguna forma. Queremos llevar luz a este caso y que se aclarecen todas las circunstancias y detalles fatales, que por un lado llevaron a un niño de 11 años a quitarse la vida por el acoso y aislamiento al que era sometido en su colegio, y por otro lado a muchas personas e instituciones a tratar de echar tierra sobre el asunto, desviar la atención y poner un ventilador con inmundicias para intentar eliminar una gran mancha de responsabilidades e imprudencias”, declara Paco Ramírez, director del Observatorio.